Las Artes azules no piden permiso (para recordar su emergencia)

Un centenar de artistes y hacedores culturales azuleñes movilizaron el día de ayer, autoconvocades ante la inexistencia de políticas integrales, y la ausencia de apoyo al sector por parte de la gestión Bertellys - Vieyra.

0

 

 

 

Por: Redacción del Estallido 

 

Entre las tantas emergencias que padece el Partido de Azul, persiste una que le duele al alma. Que se palpa en las ausencias; de una gestión integral y perdurable para la promoción y el desarrollo de las Artes y las culturas de y en nuestro territorio; de un apoyo para quienes les producen y quienes les alojan.

La emergencia cultural en Azul urge desde hace décadas, en cuanto lo popular, lo emergente y lo autogestivo quedaron asfixiadas por lo elitista, lo excluyente, lo meramente lucrativo. Unifica prácticamente todo gobierno comunal en democracia. Aunque la llegada de la gestión Bertellys – Vieyra plantó su propia vara de ausentismo estatal en asuntos culturales, en tanto careció, desde su primer mandato, de políticas integrales perdurables que promuevan y apoyen el acervo de les artistes y productores locales.  En la medida que el órgano competente del sector es la «Secretaría de Cultura, Educación, Deporte y Juventud», que unifica sin criterio ni justificación a los ámbitos aludidos, aunque los termina igualando en la falta de planes de gestión y de apoyo para cada uno de ellos.  Su directora, Maya Vena, tampoco ha fundamentado por qué en 2021 dejó casi 70 millones de pesos sin ejecutar; a lo mejor, porque la desidia de los espacios culturales municipales responden en qué no se invirtieron.  

Pero el Arte azulado se cansó de esperar respuestas, y por eso no pidió permiso para autoconvocarse ayer frente al Museo López Claro – que por cierto, denota en los desprendimientos de su derruido edificio aquello del ausentismo estatal – y marchar hacia el Municipio para manifestarlas.  Allí se entrecruzaron referencias del inconsciente colectivo local (como los próceres musicales Quique Ferrari, Juan Carlos Maddio, Miguél Mugueta y Walter Pourté de La Patada, así como el escritor y docente Jorge Meza), con figuras emergentes camino a la memoria popular del pago (el muralista Martín Meza, o el escritor y comunicador Silvio Randazzo), así como decenas de hacedores artístico-culturales que acompañaron tanto la movilización como su documento central, condensador de las exigencias, los reclamos y las propuestas vinculantes del sector.

Antes de compartirlo, es preciso enfatizar el apoyo incondicional del Estallido a les responsables de las artes y las culturas azuladas, con especial énfasis en aquelles que apuestan por lo autogestivo y lo transformador, y en quienes padecen con mayor gravitación la grilla comunal que les incluye – en la mayoría de los casos – una vez al año. Que la sociedad tampoco pida permiso para sumarse a este colectivo autoconvocade en este tiempo de lucha, porque en la concreción de las siguientes pautas se sintetiza el aplauso que más necesitan para ofrendar sus lenguajes del alma.

He aquí, las propuestas surgidas de la reunión de Artistas Autoconvocados de Azul, enunciadas durante la marcha del 6 de abril de 2022: 

«Nos autoconvocamos y marchamos hacia la Dirección de Cultura de Azul, a cargo de la Lic. Maya Vena, para manifestar la carencia de una política cultural por parte de la gestión municipal, con acciones, leyes, programas que regulen, protejan, alienten y apoyen financieramente actividades relacionadas con las artes y sectores creativos.

Por los siguientes motivos:

#Desconocimiento del valor artístico local y de quienes producen obra en todas las disciplinas artísticas. La falta de un registro o plataforma de artistas azuleños de todas las disciplinas.

#Desaparición del Coro Agua Clara y el Ballet Municipal

#Incumplimiento del deber de funcionario/a público.

Noticias Relacionadas

#Abuso de poder y violencia institucional en todas las áreas que abarca su función.

#Reincorporación de M. Inés Maddio, única Profesora Mujer de la Escuela de Música en planta permanente.

#Falta de políticas públicas en relación a la conservación, promoción, difusión y restauración del Arte Público en nuestra ciudad, como son los murales de artistas locales e invitados y las esculturas.

#Revalorizar el Carnaval, su permanencia y duración como Fiesta de Expresión Cultural y Popular.

#Que la Direcciones dentro del área de Cultura sean por concurso la toma de los cargos.

#La no proyección de producciones de los artistas locales en todas sus disciplinas hacia otros municipios.

#Respeto por el cupo femenino en los escenarios.

#Concurso para la designación  de Director/ra de Casa Malharro y presupuesto para su mantenimiento.

#Cumplimiento  de la ordenanza municipal que garantice el presupuesto y continuidad del Festival Cervantino.

#Necesitamos que las actividades artísticas que proponga la Dirección de Cultura sea trabajo remunerado para los artistas de cualquier disciplina que participe.

#La no realización por dos años seguidos del Salón Nacional de Pintura y Dibujo de Azul (XXXVI) y su deterioro a lo largo de los años realizados: falta de premios económicos que estimulen al envío de obras por su carácter nacional, la falta de jurados imparciales y la falta de un salón de exposición de obras con las características necesarias para cubrir esta propuesta.

#Falta de autonomía en la gestión del Museo de Arte López Claro de Azul, es urgente la conservación del espacio como el único lugar hoy en nuestra ciudad para realizar exposiciones y que no existan pedidos de autorizaciones para producciones artísticas, ni selección de artistas por parte de la dirección de cultura en relación a que artista se puede difundir, promocionar y permitir actividades y a quien no. Es una falta de respeto lo que sucedió en el museo con la caída del cielorraso por filtraciones anunciadas con anterioridad, estando hoy cerrado con la obra de Silvina Mele y Pino Gimenez en su interior a la espera de ninguna información.

#Nos encontramos en la actualidad con una pérdida de producciones culturales, la no realización de propuestas que son parte de nuestra identidad local como las teatrales, literarias, musicales, exposiciones visuales, danza, actividades creativas que se van perdiendo por un criterio de selección por parte de la gestión municipal, un criterio único e indescifrable pero notoriamente anti democrático».

 

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

NOVEDADES RELACIONADAS